IRONÍA DE NUESTRA HISTORIA: CACIQUE MANIOCATEX Y SUS VALIENTES SOLDADOS DERROTADOS DESPUÉS DE LA APARICIÓN DE LA VIRGEN.

Por Rafael Almanzar Mármol/ firma invitada Hormiga Radio Group.

Ilustración de la población taina Siglo XV.

Siendo apenas un infante, cursando el cuarto de la primaria, en el sistema educativo de entonces de los 12 años de la dictadura ilustrada de Balaguer, escuchaba detenidamente mi querida profesora del curso la recordada Noris. Una Maestra de conviccion y valores civicos y humano, la cual con su melediosa voz y encanto hacia concentrar la atencion de todos en el aula para escuchar su explicacion del contenido de la clase de historia que en ese instante detallaba.

El tema era la batalla del Santo cerro y la aparición de la virgen de las Mercedes, en los momentos de esa contienda bélica entre los nativos, llamados también, aborígenes, indios o taínos versus los conquistadores o invasores Españoles.

Con su tono poético, la profe Noris detallaba lo descrito en el contenido del libro de historia escrito por un historiador del sistema, llamado Bernardo Pichardo. Ese texto era el aplicado en los niveles de la primaria de entonces y nuestra querida Maestra emocionada iba , diciendo ” la milagrosa virgen descendió de los cielos, con un niño entre sus brazos y vestida de blanco, consolaba a los soldados Españoles y los alentaba a levantarse con vigor para obtener el triunfo en contra de los indios o nativos”

En verdad mi profesora Noris, aplicaba lo establecido en el curriculum, y nosotros todos mozalbetes e ingenuos sin conocer a Roberto Cassa, Lugo o Neruda, recibíamos la clase del capitulo señalado del día,

Ella como los demás docentes de entonces fueron formados en ese viejo sistema educativo, alienante, clasista y Tujillista, ideado por intelectuales al servicio del régimen, destruyendo el de Hostos, con criterio científico y humanista e imponiendo uno donde los acuerdos del concordato de 1954, primaran, borrando toda herencia taina y negra en los contenidos de los textos de historia para la educación dominicana.

Y como esa historia fue contada y escrita con una sola verdad, el padre Infante narra ” como a las nueve de la noche,se observa que una luz desconocida y suave que rodeaba la cruz, cuyo resplandor dejaba percibir sobre el derecho de ella una hermosisima señora vestida de blanco, con un niño en sus brazos, en donde estuvo por mas de cuatro horas, saludada por los españoles con oraciones y con lagrimas, porque entendieron que era María de las Mercedes, que los venia a consolar y animar en sus aflicciones”.

Después de estas palabras, unos quedaron animados, otros un poco temerosos, pero de todas maneras, se quedaron tranquilos, porque ” Los Indios ” ante la llegada de la noche, habían suspendido sus ataques con el fin de reiniciarlos al otro día.

Por otro lado, sigue diciendo Monseñor Nouel, de acuerdo con la versión del padre infante, ” Los indios que la miraban empezaron a tirarle flechas y varas, pero que retrocediendo estas, perdieron muchos la vida. Los españoles, a vista de tan patentes, prodigios, esperaban con ansias el día, para desalojarlos y destruirlos”.

Y así fue, Al otro día, cerca de ” doscientos valientes españoles”, gracias al aparecimiento milagroso de la virgen de las Mercedes, derrotaron a más de 20,000 indígenas y a su jefe Maniocatex hermano del guapo Caonabo.
DESCANSEN EN PAZ.

Publicado en el portal FOLCLORE, HISTORIA E IDENTIDAD.
Por Rafael Almanzar Mármol, el 16 de Septiembre, 2018, en Santiago de los Caballeros, República Dominicana.